Centralitas adicionales para automóviles - Dimsport

RAPID LPE

Evolución del bestseller LPI

Gracias a la gran experiencia en centralitas adicionales dedicadas a los motores diésel, hemos creado un producto fiable, compacto y asequible, que permite intervenir con seguridad en una amplia gama de coches y vehículos comerciales ligeros.

Con el módulo LPE se han confirmado las funciones de su predecesor, como pueden ser la programación a través de la consola digital y la simplicidad de conexión al sensor de conducto común. La nueva electrónica está miniaturizada en una pequeña caja de 7 centímetros de largo y 5,5 centímetros de ancho: el módulo se puede instalar fácil y rápidamente en el compartimento del motor (ocupa poquísimo espacio) en combinación con el cableado plug&play, realizado con materiales y conectores específicos para la automoción.

La gama de aplicaciones de Rapid LPE —que retoma la del anterior Rapid LPI— se desarrollará en el futuro, y será la base de la oferta de los módulos adicionales Dimsport, entre los que destaca el Rapid TPM, tope de gama para el sector del automóvil. 

Una novedad de producto en la estrategia de la Tuning Line, gracias a la que Dimsport puede seguir ofreciendo una solución concreta y exclusiva para aplicaciones no disponibles o cubiertas solo parcialmente por instrumentos de reprogramación de la línea Race.

Con la consola de calibración, el instalador puede ajustar la calibración del módulo a las necesidades específicas del cliente en función del tipo concreto de uso.

LA GESTIÓN DE LA PRESIÓN DEL CONDUCTO

El tipo de enfoque del Rapid LPE permite personalizar el funcionamiento del motor y el caudal del carburante mediante una calibración diferente de la señal de presión de inyección.
Sus principales ventajas: la sencillez de la instalación por el reducido número de conexiones a realizar y una optimización uniforme del par motor.

GARANTÍA DE CALIDAD

Dimsport pone a disposición de sus clientes más de 20 años de experiencia en el sector de los módulos adicionales, y desarrolla los ajustes estándar en sus bancos de ensayo para ofrecer el equilibrio perfecto entre fiabilidad y optimización de las prestaciones y eficiencia de los vehículos. Nuestras pruebas confirman que se puede obtener una ganancia media de potencia y par del 10-12% con los módulos LPE, y del 15-18% con los módulos XTI y TPM, aprovechando mejor las potencialidades de la mecánica de serie. Son valores reales probados en el campo y confirmados por las más de 100.000 instalaciones realizadas en todo el mundo en coches, vehículos comerciales, camiones y tractores. Los instaladores pueden aumentar aún más estos valores con calibraciones personalizadas y el soporte de los técnicos especializados de Dimsport.